Galería Ultimas exposiciones Inicio Autor Prensa Enlaces Contacto Pinturas Pinturas
 

Diario de Cádiz 5 de diciembre de 1999

Plenitud y armonía en la obra de
Marusela Pérez
Treinta cuadros integran la exposición del Casino Militar


«Digo mucho que he nacido tarde -comenta Marusela- Mis gustos, mis inclinaciones estéticas... parecen coincidir siempre más con el pasado que con el momento actual».

Una afirmación que se comprende simplemente contemplando el cartel que anuncia la exposición de pintura que ha organizado -una muestra que se puede visitar en horario de siete a diez, todos los días laborables en el Casino Militar-. Pintado, paleta en mano, rodeada de plantas y cubierta por una toca blanca, parece ella misma una imagen sacada del siglo pasado.

Se recuerda pintando desde que era muy pequeña, de niña cargando con los lienzos y dibujando muñecas y paisajes: «Nunca he hecho ni bocetos ni copias al trabajar -indica- Trato de pintar directamente la imagen, la idea que tengo en la cabeza y que no siempre resulta tan fantástica como yo la imagino. Lo que tengo en la cabeza sobrepasa con mucho lo que hacen mis manos». Para Marusela Pérez Máximo pintar es, como escribir, una necesidad vital. Cómo respirar. Oxígeno de óleos y palabras.

«Para mí, el lado más hermoso de la pintura -confiesa- es el mismo proceso de la creación. El motivo que mueve a exponer es una mezcla entre el lado vil, vanidoso, de la persona y el lado más espiritual: compartir tu obra con la gente que se acerque a ella. Convertirte, a través de lo que haces, en parte del mundo de esa otra persona, de sus recuerdos, de sus emociones...»

La primera exposición de Marusela fue en el año 93 en El Puerto de Santa María: «Pero desde hace mucho tiempo quería exponer en Cádiz, aunque creo que la cultura en la ciudad da mucho más peso a las vanguardias que al arte tradicional o figurativo -explica Pérez Máximo- Algo que, en mi opinión, supone un filtro para los demás tipos de arte. Yo, por mi gusto y estilo, estoy lejos de las vanguardias que considero originales, creativas, innovadoras, impactantes sobre todo, pero no inspiradoras».

La obra de Marusela, de colores suaves y paisajes sugerentes, transmite un sentimiento de completa armonía.

«Muchas veces, en la tranquilidad, en la paz, puede surgir la belleza -comenta- pero en verdad es en la lucha, en el sufrimiento, la dificultad o el dolor donde está el espíritu de los grandes valores. Lo que más importa es la superación constante. No importan las dificultades mientras las superemos, porque nos convierten en seres más grandes, más sabios».

«Quizá sea por eso -prosigue Marusela- y aunque parezca increíble, por lo que yo estoy deseando ser vieja. Los ancianos tienen una perspectiva fantástica, se quedan con los valores auténticos, no están tan dilatados con los quehaceres diarios. La vejez será para mí, una época de disfrute, de plenitud completa».

 
Inicio Autor Prensa Enlaces Contacto Galería Ultimas exposiciones
Página desarrollada por www.galeriadelarte.net